La eslinga es un elemento intermedio que permite enganchar una carga o un gancho de izado o de tracción y varía según su resistencia, los modelos y los fabricantes, cuyos extremos terminan en un lazo.

Existen eslingas sintéticas (de poliéster generalmente) o de acero, como:

Eslingas abrazantes: es cuando se usan dos eslingas para levantar una carga, en la cual se debe observar que todos los ángulos formados por ellas sean menores a 60°, que el gancho no esté abarrotado de argollas y fundamentalmente que la carga se encuentre bien balanceada.

Eslingas simples o prolongadas: es una eslinga compuesta a cada extremo de un lazo u otro medio de fijación: anillo, argolla, gancho, mosquetón.

Eslingas sin fin, cerrada por unión visible: son eslingas cuyas extremidades han sido unidas mediante un dispositivo visible, es decir, empalme, manchones, prensa cables.

Eslinga múltiple: es una eslinga con varias derivaciones o varias eslingas simples.

Artículo creado con información de Grúas Arlin.com.